Festival de la Luz 2011 – San José, Costa Rica

El Festival de la Luz 2011 fue la XVI edición de este desfile de luces, música y color vivido en San José, Costa Rica. La actividad, organizada por el municipio capitalino, inició a las 4 de la tarde, con un pasacalles que partió desde la estatua de León Cortés ubicada en el comienzo del Paseo Colón.

La gente llegó temprano a guardar campo. Habían niños, niñas y adultos por doquier. El rostro de todas las personas reflejaba un aura de expectativa, chistes iban y venían y por unas horas todo el Paseo Colón y la Avenida Segunda se transformó en un escenario de convivencia familiar, amistad y dicha en la espera de que llegara la noche para que iniciara el Festival de la Luz.

Festival de la Luz 2011
Carroza de la operadora telefónica Claro

La noche inició con un juego de pólvora espectacular, realizado desde una doble locación. Sin duda alguna la mayor admiración la ganó el que se hacía desde un edificio en construcción que está en el Paseo Colón. Tal edificio fue ingeniosamente abastecido de pólvora que se elevaba -y como novedad- e incluso salía hacia el sur del mismo. Fue algo nunca antes visto en preparación para las Fiestas de Zapote y menos aún en un Festival de la Luz.

Como en años anteriores, el Festival de la Luz estuvo amenizado por bandas; varias de ellas que tocaban al estilo marching band y otras marcaban un punto de inflexión pues tenían un estilo muy propio (como la Banda Unión Guanacasteca) y que fue muy gustado. FiestasZapote.com presenció los aplausos que recibieron las bandas: de Acosta, banda juvenil de Palmares, banda comunal de Orotina, entre otras.

Los ojos de todos(as) enardecieron con las carrozas. Citamos aquí a la carroza de Kolbi (del ICE), la del Instituto Costarricense de Turismo, la carroza de la operadora telefónica Claro (la de la fotografía), Coca Cola y de las Cooperativas.

La multitud de tarimas y el alto costo por estar en ellas, fue ampliamente criticado por los asistentes al Festival de la Luz. Por lo demás, la actividad se desarrolló muy plácidamente y ciertamente con un resguardo policial óptimo.